header image
Crisis alimentaria: producción agroecológica se perfila como alternativa
miércoles, 23 de julio de 2008

Señalan que medidas como repartir semillas y fertilizantes, solo benefician a empresas que comercializan esos productos.

 
Joanna Nelson Ulloa En la zona de Cipreses en el cantón de Oreamuno, en un terreno de 4.600 metros cuadrados, el agricultor Álvaro Castro Gómez se dedica a sembrar hortalizas: desde zanahorias y rábanos, hasta papas y lechugas. Adicionalmente, a unos metros de ese espacio, en un área de 8.000 metros cuadrados cría cerdos, cabras, gallinas y vacas.

Pero, ¿en qué se diferencian sus terrenos de otros con características similares? En que todo se obtiene y cría orgánicamente, es decir, sin la utilización de agroquímicos o sustancias que sean nocivas para la salud de los seres vivos, ni que afecten al ambiente.

 

UNIVERSIDAD visitó la finca La Pavilla, en donde se verificó que dichas actividades se realizan de forma organizada y de conformidad con parámetros ecológicos.

 

Hace 15 años, Castro se dedicaba a la agricultura convencional, pero luego de recibir un curso en el Instituto Nacional de Aprendizaje sobre agricultura orgánica y tras reflexionar sobre las ventajas de esta, decidió cambiar su estilo de producción y ha convertido a este modelo en una forma de vida, en donde su familia participa activamente.

 

"No cabe duda de que los químicos me hacían daño. Por ejemplo, fumigaba desde las 6 de la mañana y terminaba a las 2 de la tarde, y al otro día amanecía con bombas y llagas en los pies a consecuencia de los agroquímicos", rememoró.

 

A partir de la implementación de un sistema de agricultura sostenible, 9 integrantes de la familia de Castro se alimentan con lo que se produce en las parcelas y alrededor de 400 personas por semana consumen alimentos saludables que le compran.

 

"Este proyecto genera ingresos para que mi familia viva de forma digna, es rentable; no soy rico, pero estoy en lo que me gusta. En la agricultura convencional nunca hice plata, más bien me cargué de muchas deudas", relató.

 

Precisamente, este tipo de producción -la orgánica- se perfila como una alternativa viable para Costa Rica ante la crisis alimentaria que se vive en el mundo, pues es más eficiente y garantiza verdaderamente una soberanía alimentaria, aseguran integrantes del Movimiento de Agricultura Orgánica Costarricense (MAOCO).

 

"Desde el punto de vista de seguridad alimentaria, la agricultura orgánica es prácticamente la única opción a futuro. Si no cuidamos la calidad y fertilidad del suelo, si seguimos creando desbalances ambientales y dependiendo de fertilizantes importados y de semillas mejoradas importadas, ¿cómo vamos a enfrentar el alza en los combustibles y la escasez alimentaria, si seguimos siendo dependientes de estos insumos?", advirtió Felicia Echeverría, experta en el tema e integrante de MAOCO.

 

Echeverría indicó que la agricultura orgánica es más productiva porque se basa en ambientes diversificados, contrario a los monocultivos en donde no se aprovechan los pisos agroecológicos. Sumado a lo anterior, en estas plantaciones los cultivos se ven expuestos a plagas y a enfermedades, mientras que en la orgánica los espacios en donde se siembra son como "bosques comestibles", en donde "ningún insecto es considerado plaga".

 

Según la especialista, la lógica de comercio imperante debe cambiar, de modo que se produzcan diversos alimentos y se abastezca primero a la población local y que posteriormente los excedentes o sobrantes se destinen a exportación. Echeverría aclaró que los excedentes deben ser de calidad, al igual que lo que consumirían los habitantes del país.

 

CRÍTICAS Y PROPUESTAS

 

Representantes de MAOCO criticaron que las acciones del Gobierno para paliar la crisis actual, como repartir semillas mejoradas y fertilizantes a los agricultures, son "insuficientes".

 

Estiman que ello solo favorecerá a las empresas que comercializan ese tipo de bienes.

 

"Si lo único que vamos a hacer es repartirle a la gente semillas mejoradas- que en su mayoría no se pueden volver a sembrar- y agroquímicos, para que estas semillas puedan funcionar, no estamos creando una solución, sino una dependencia más", dijo la experta.

 

"Tenemos que invertir en desarrollar sistemas agroecológicos, los cuales son autosostenibles, que no dependen ni de semillas mejoradas ni de agroquímicos elaborados con base en los combustibles".

 

Dentro de los planteamientos del Movimiento se encuentra aumentar la producción de alimentos orgánicos -que se producen en comunidades campesinas e indígenas del territorio nacional- para que haya un mayor acceso a productos saludables. Asimismo, ponen a disposición de la ciudadanía las experiencias de obtención orgánica y pretenden compartir sus conocimientos con otros agricultores interesados en producir de ese modo. Para alcanzar tales objetivos, solicitan al Gobierno darle prioridad a iniciativas de esta índole, a través de la organización de talleres de capacitación.

 
"Hay suficiente tiempo para hacer una planificación nacional de la producción y para promover este tipo de sistemas (los agroecológicos). Las causas de la crisis alimentaria no van a desaparecer, como país debemos ser más estratégicos".

 

Los miembros de MAOCO también instan a las autoridades a aprobar el reglamento que permitirá que la Ley para el desarrollo, promoción y fomento de la actividad agropecuaria orgánica funcione efectivamente.

 

Desde el pasado 15 de julio UNIVERSIDAD solicitó ante la oficina de prensa del Ministerio de Agricultura y Ganadería una entrevista con el jerarca de ese ramo, Javier Flores, para consultarle sobre los planteamientos trazados por MAOCO y sobre la solución a la crisis alimentaria. No obstante, tras realizar varias gestiones ante esa dependencia, sus encargados indicaron que el Ministro tenía la agenda llena y que no podría atender a este Semanario. Asimismo, se trató de contactar al viceministro del ramo, Román Solera. Empero, en las tres ocasiones que se le llamó a su casa, dijeron que no se encontraba.

 

A Flores y a Solera también se les enviaron mensajes a sus correos electrónicos, en donde se les pedía una entrevista, pero al cierre de edición no habían respondido.

 
< Anterior   Siguiente >
Bloqueverde
Ingresar
Alianza de Redes Ambientales
banner.jpg
Municipios sin Transgénicos
mapainteractivo