header image
Proponen implementar modelo de "Soberanía alimentaria"
miércoles, 02 de julio de 2008

Expertos consideran que faltan políticas claras para tener un modelo sostenible de producción.

 
Javier Córdoba Morales en Semanario Universidad¿Seguridad alimentaria o soberanía alimentaria?  Aunque parezcan similares, se trata de conceptos diferentes que podrían ser determinantes para afrontar una crisis alimentaria que llegó para quedarse.  

Este fue el principal planteamiento del foro "¿Cuáles desafíos relacionados con el ambiente tiene la seguridad alimentaria y nutricional en nuestro país?", organizado por el Programa de Gestión Ambiental Integral (PROGAI), la Comisión de Seguridad

 

Alimentaria y Nutricional, el Programa de Posgrado en Nutrición Humana y la Escuela de Nutrición de la Universidad de Costa Rica (UCR).

Para los expositores, las causas de esta situación provocada por el incremento en el precio mundial de alimentos están en el modelo de excesivo consumismo que ha marcado al mundo en las últimas décadas.

Bajo este modelo, la liberalización de los mercados y el desmantelamiento de las estructuras productivas, impiden a países como Costa Rica afrontar adecuadamente la crisis, "pues ya no se produce todo lo que se come".

Para Giselle Alvarado, quien dirige el Programa de Agricultura Orgánica del Centro de Investigaciones Agronómicas, se debe migrar hacia un modelo de producción más amigable con el ambiente.  Explicó los beneficios de este tipo de agricultura en el manejo de recursos, en las oportunidades a las comunidades y en el valor nutricional de los alimentos.

Es necesario un nuevo modelo productivo, pues el cambio climático está encima y la presión sobre las fuentes de agua es muy grande, lo cual podrían afectar gravemente la producción de alimentos.

Javier Baltodano, de la Asociación de Comunidades Ecologistas La Ceiba, criticó la poca visión del gobierno en materia alimentaria, pues durante la campaña al Tratado de Libre Comercio, siempre desdeñaron los conceptos de seguridad y soberanía alimentaria.

"La seguridad alimentaria no es como decía Marco Vinicio Ruiz: "¿Para qué nos preocupamos del maíz si nos alimentamos de trigo y este se importa subvencionado?, o al estilo del exministro de la producción, Alfredo Volio, quien la consideró como un "concepto trasnochado, porque los alimentos se compran baratos afuera", recordó Baltodano.

Es necesario pensar en el modelo de soberanía alimentaria, el cual "es desarrollado por movimientos campesinos, pescadores artesanales y poblaciones indígenas; basado en el derecho de los pueblos a definir sus políticas sostenibles de producción, distribución y consumo de alimentos, que garanticen el derecho a la alimentación por medio de la pequeña y mediana unidad productiva; respetando sus culturas, la biodiversidad, y  en los cuales la mujer es reconocida por su rol fundamental".

Agregó que es necesario incorporar el concepto de "sostenibilidad", que tiene que ver con el uso de abonos orgánicos (o químicos en pequeñas cantidades), evitar la erosión de los suelos, proteger las fuentes de agua; y garantizar el acceso libre a las semillas.

Este modelo puede ser muy útil ante la crisis, ya que evita los grandes desplazamientos de productos, tiene poco impacto en la naturaleza y permite la participación de las comunidades. Dijo que se requieren de 338.000 hectáreas en el cultivo de granos básicos para satisfacer la demanda del mercado costarricense; para ello es necesaria la reactivación de instituciones como el IDA, y un plan de reordenamiento territorial.

BUSCAR ALTERNATIVAS

 

De criterio similar fue Luis Felipe Arauz, Director del Instituto de Investigaciones Agrícolas, para quien la seguridad alimentaria sin soberanía alimentaria es un concepto muy frágil.

Tanto el aumento en las áreas de producción como en la productividad son difíciles de lograr; y tienen un impacto en el ambiente. Pueden tomarse otras medidas para mejorar el acceso a los alimentos, que es un derecho humano.

Recomendó a los agricultores ser cautos en el uso de agroquímicos, ya que muchos utilizan grandes cantidades aunque no sepan a que tipo de plaga o enfermedad se enfrentan; y si es posible aplicarlos solo en zonas especificas de la plantación.

También sugirió la producción de otros alimentos alternativos a los granos que son de alta productividad, como las raíces y tubérculos, así como la de una alternativa al maíz amarillo usado como alimento para los animales.

Además, sugirió que la Universidad de Costa Rica realice más investigación en otras formas de obtener estos productos, como el alga oleginosa, capaz de producir hasta 10 veces más aceite por hectárea que la palma aceitera.

Advirtió que esto debe hacerse pronto, debido a la entrada en vigencia de convenios sobre propiedad intelectual como UPOV 91. "No quisiera que cuando lleguemos a tener la tecnología de algas, ya las cepas estén patentadas y no las podamos usar; es una oportunidad para pequeños agricultores y comunidades, de manera que deberíamos trabajar como universidad en alianza con otras universidades", señaló Arauz.

Para los tres expositores, es necesario un cambio de actitud en la gente, pues el planeta no puede soportar el nivel de consumo actual; y es necesario definir prioridades en el uso de los recursos.

 

Causas y consecuencias

Javier Baltodano: "Primero las políticas de libre comercio hicieron que muchos países desmantelaran su capacidad productiva en alimentos y mercados, en investigación, y créditos. Veinte años de neoliberalismo destruyeron todo.

Necesitamos  soluciones permanentes; la soberanía alimentaria no es un lujo, tenemos que planificar esto que va más allá de producir alimentos. Hay recursos para hacerlo pero necesitamos políticas claras en esa dirección".

 

Giselle Alvarado: "Como causa veo el consumismo, gastar por gastar y pagar por cualquier cosa. Se nos acaban los recursos que hemos contaminado, empiezan a escasear y ahora sí nos preocupamos. Las soluciones tienen que ser investigación, extensión y trabajo en equipo para mejorar las condiciones de vida para nosotros y el planeta".

Luis Felipe Arauz: "Se vendió la idea de que es mejor producir cosas rentables, tener plata y comprar la comida afuera, lo cual es una proposición muy frágil cuando empiezan a escasear los alimentos. Necesitamos políticas permanentes de soberanía alimentaria. Estamos pagando el hecho de haber desarticulado el agro".

 

 
< Anterior   Siguiente >
Bloqueverde
Ingresar
Alianza de Redes Ambientales
banner.jpg
Municipios sin Transgénicos
mapainteractivo