header image
Inicio arrow Temas arrow Energía arrow IV Encuentro Mesoamericano de la REDLAR
IV Encuentro Mesoamericano de la REDLAR
martes, 24 de julio de 2007

Declaración de Chalatenango ,El Salvador, Julio 22 de 2007

En solidaridad con el pueblo Salvadoreño que enfrenta la represión directa a la  lucha por la defensa de la vida y contra las represas, y en respuesta al asesinato  de nuestro compañero Gerson Roberto Albayero Granados que perdió su vida  en manos de la represión, llevamos a cabo el IV Encuentro Mesoamericano de  la Red Latinoamericana de Acción contra las Represas, y por los Ríos, las  Comunidades y el Agua (REDLAR) con 310 representantes provenientes de  Nicaragua, El Salvador, Guatemala, Honduras, Costa Rica, México, Panamá,  Cuba, Colombia, Brasil, Argentina y Ecuador, para potenciar la coordinación y fortalecer alianzas del movimiento mesoamericano antirepresas en la búsqueda  de alternativas comunitarias, para enfrentar las políticas energéticas de la región  y avanzar en la construcción de sociedades sustentables.
 
Este IV Encuentro se realiza en el marco de una fuerte embestida de los organismos financieros internacionales: el Banco Mundial, el Fondo Monetario  Internacional, el Banco Interamericano de Desarrollo y el Banco  Centroamericano de Integración Económica, los cuales han incrementado la  inversión de las empresas trasnacionales en Centroamérica y el sur de México  para la materialización del Plan Puebla Panamá (PPP), el cual, por medio de la  construcción de grandes proyectos, entre ellos las represas, pretende  mercantilizar la vida e intensificar la explotación del patrimonio natural. Colombia  se integró como miembro pleno del PPP el 27 de octubre de 2006.

Durante el desarrollo del Encuentro se enfatizó sobre el avance progresivo de la  militarización de los territorios y la criminalización de la lucha social; estos son  promovidos y financiados por las empresas trasnacionales y las políticas  neoliberales de los gobiernos, que bajo el amparo del discurso del combate al  narcotráfico y al terrorismo,  reprimen a los movimientos sociales y sus  dirigentes; ello ha conllevado al resurgimiento del paramilitarismo en la región.

Este escenario regional se complementa con: el Plan Colombia que no es otra  cosa que la injerencia militar de Estados Unidos en ese país, para proteger las  inversiones y actividades de las trasnacionales; la reciente política de Calderón  en México, que ha implementado una militarización creciente en todo el país y la  represión de los movimientos populares de Oaxaca y Atenco; la represión de  compañeras y compañeros que se oponen a la nueva ley de Minería y Agua en  Santa Bárbara y el occidente de Honduras; la instalación de destacamentos militares en El Petén, Guatemala; la participación del ejército en la financiación  de proyectos de represas en Nicaragua; la entrega de bosques al ejército  hondureño; la Escuela de las Américas en El Salvador, y la instalación de  nuevas bases militares en la Región.

Todo este proceso responde a los dos objetivos principales del imperialismo  norteamericano: dar garantías a su seguridad en lo que  considera su patio  trasero, y tener el dominio absoluto de nuestros recursos naturales, en particular  los que tienen alto valor como fuentes de energía.

Los representantes de los países participantes en el IV Encuentro  Mesoamericano de la REDLAR,

MANIFESTAMOS

- Nuestro compromiso permanente por la defensa del patrimonio natural de los pueblos, especialmente el agua y la energía.

- Nuestro empeño por implementar alternativas de apropiación  comunitaria en agua y energía para la sustentabilidad, frente al modelo energético basado en el consumismo, en tanto que las represas agreden el bienestar de comunidades negras, indígenas, campesinas y de pescadores.

- Continuar el proceso de fortalecimiento y extensión del Movimiento Mesoamericano de Resistencia contra la Construcción de Represas, y  por la defensa de los afectados y amenazados por la imposición de los siguientes proyectos: El Cimarrón, El Chaparral, Sensunapán en El Salvador, y El Tigre, binacional entre El Salvador y Honduras; Pacuare, Saavegre y Boruca en Costa Rica, Bonyic, Chan 75, 140 y 120,  Tabasará, Caisán en Panamá; Copalar, Tumarín y Mojolca en  Nicaragua; Patuca II y III, Rio Zambo Crek en Honduras; Chixoy y Xalalá  en Guatemala; La Parota, Arcediano, La Yesca, Paso de la Reina y  Jalapa del Marqués en México; Urrá I y II, la desviación del Río Guarinó  y Río Ovejas, represa el Cercado y Besotes en Colombia.

- Fortalecer la solidaridad y respaldo a los desplazados por las represas, y  los procesos de reparación a los afectados en toda Mesoamérica,  particularmente a los afectados por la represa Chixoy en  Guatemala,  Bayano en Panamá y el Cajón en México.

- Articular esfuerzos con los movimientos mesoamericanos en contra de la  privatización del agua y de la energía.

- Apoyo incondicional a los referendos populares por el agua que buscan  recuperar el control estatal de las empresas de servicios públicos.

- Nuestro rechazo rotundo a los planes de ampliación del comercio de energía, en especial mediante el Sistema de Interconexión Eléctrica para  los Países de América Central (SIEPAC), la interconexión con Colombia y con la Red Mexicana de Energía Eléctrica.

- Nuestra rotunda oposición a la construcción de represas que inundan lugares sagrados de las comunidades indígenas y vulneran su cultura.

La Red Mesoamericana antirepresas es un movimiento de resistencia en construcción que se sustenta en las luchas de las comunidades, con carácter  antimperialista y anticapitalista; con propuestas para la sustentabilidad basadas  en la autonomía, la autodeterminación de los pueblos, la independencia política  con respecto a los Estados y en contra de las trasnacionales.

Ejes de Movilización Regional


La Red Mesoamericana ratifica la Campaña Internacional por la defensa  del  agua y la energía que se lanzará el próximo 12 de octubre de 2007.
 
En su  primera fase se ejecutarán acciones contra las trasnacionales FENOSA, IBERDROLA y ENDESA que monopolizan la generación y distribución  de la  energía en Latinoamérica.

Se luchará por lograr una justicia ambiental y el reclamo de la deuda ecológica  como una herramienta para potenciar las luchas locales frente a los proyectos  de represas y las represas construidas.

Reafirmamos el 14 de marzo como Día Internacional de Acción Contra la Represas y convocamos a los pueblos para que se movilicen en esa fecha.

El IV Encuentro de la Red Mesoamericana Antirepresas denuncia La  ilegalidad del encarcelamiento de los compañeros de Suchitoto, que por la  defensa de sus derechos por el agua, fueron privados de su libertad en una  manifestación pública por las autoridades de El Salvador.
 
Enviamos un mensaje  de solidaridad a sus familiares y amigos. Así mismo, denunciamos la existencia  de reos políticos y el silencio de los pastores de iglesias (herederos de Moseñor  Romero).

Hacemos un llamado al gobierno de Guatemala por la preocupante  resolución  no vinculante de la consulta popular indígena frente al proyecto de Xalalá en  Ixcan, así como en San Marcos y Huehuetenango; esta situación pone en riesgo  a las comunidades, a la democratización de la región y a la participación de los  pueblos indígenas. Agresión que atenta contra su autonomía en la toma  decisiones populares.

Denunciamos las agresiones generadas por el proyecto Presa de Arcediano en  el Estado de Jalisco, México, por la demolición del Puente de  Arcediano  patrimonio histórico de Guadalajara, así como la demolición de la vivienda de la  señora Lupita Lara Lara, opositora y última pobladora de Arcediano.

Denunciamos la situación de riesgo de las comunidades afectadas por la  presa  el Chaparral y el Cimarrón ante la declaración oficial del gobierno de El Salvador  en su informe del 1º de junio de 2007, en la que expresó la decisión de dar inicio  a la construcción en noviembre "cueste lo que cueste".

Nos solidarizamos fraternalmente con el Pueblo y Movimiento Social Costarricense en su lucha en las urnas y en las calles, contra la ratificación del  Tratado de Libre Comercio con Estados Unidos, tanto en la Agenda de  Implementación Privatizadora, como en el Referendo del 7 de octubre del 2007.  Los TLC deterioran la economía de los pueblos para ponerla al servicio de las  trasnacionales.

Nueva Concepción, Chalatenango
República de El Salvador

Julio 22 de 2007

¡ ¡ ¡RIOS PARA LA VIDA NO PARA LA MUERTE!!!
 
< Anterior   Siguiente >
Bloqueverde
Ingresar
Alianza de Redes Ambientales
banner.jpg
Municipios sin Transgénicos
mapainteractivo