header image
Lucha social, crisis financiera y violaciones ambientales detienen proyectos inmobiliarios
lunes, 06 de octubre de 2008

En Guanacaste

Por Carlos Salazar  (NP) - La crisis financiera, originada en Estados Unidos, la lucha permanente de las comunidades por el agua y las violaciones a las leyes ambientales impacta en Costa Rica a las nversiones destinadas al turismo, principalmente en la provincia de Guanacaste.

Aunque representantes de varios proyectos multimillonarios, como Punta Cacique, en el distrito de Sardinal, Carrillo, en esta provincia, afirmaron  que el proyecto estará paralizado por falta de inversionistas, lo cierto, para dirigentes ambientalistas, es que no tienen agua para seguir.

Gadi Amit, de Confederación Guanacasteca, aseguró que la presión popular en diversos campos como el legal por afectación del ambiente, medios de comunicación y la pelea en las calles por la defensa del recurso hídrico, por parte de las comunidades, han sido detonantes para paralizar unas dos docenas de proyectos.

Crisis

Por su parte, los desarrolladores inmobiliarios que pretenden construir hoteles, campos de golf, marinas y villas de descanso en Guanacaste, aseguran que están esperando mejores condiciones financieras, debido a la debacle del sistema financiero en los Estados Unidos, que afecta a todo el planeta.

El proyecto insignia de la supuesta inversión extranjera es Punta Cacique, propiedad de Steve Case, magnate de América Online, y de los tenistas André Agassi y Steffi Graf, que fue anunciado hace más de 18 meses con gran fanfarria por el presidente de Costa Rica, Oscar Arias y su séquito de ministros

Dicho proyecto se encuentra paralizado porque no cuenta con agua, y la propuesta de sobreexplotar el acuífero Panamá, en Sardinal, ha chocado con la realidad porque afectará el recurso para consumo humano.

Para dirigentes del Comité de Defensa del Agua de Sardinal, muchos de los posibles clientes de Punta Cacique, principalmente estrellas de Hollywood, identificadas con la ecología, no estarían dispuestas a invertir en proyectos cuestionados por la contaminación ambiental, ya que les
dañaría su imagen.

La inversión de este proyecto asciende a 800 millones de dólares, mientras que en esa situación estarían tres proyectos más, que suman una inversión de 420 millones de dólares.

Ambiente

Por otra parte, varios proyectos fueron paralizados por el Tribunal Ambiental Administrativo (TAA), por la destrucción ambiental que han causado, la falta de inversionistas y también más de una veintena que no han podido explotar el acuífero de Sardinal.


En la zona de Sardinal, al menos 22 proyectos inmobiliarios para canchas de golf, hoteles y villas con vista al océano Pacífico, trabajan a media máquina y otros están suspendidos por la lucha que da la comunidad contra la explotación del acuífero que nutre de agua a la población.

Trabajadores de un proyecto que se construye con vista al mar, en el Golfo de Papagayo, dijeron que ahora trabajan sólo diez de más de 50 hombres que laboraban porque las obras fueron suspendidas, ya que no cumplieron con todos los permisos de ley, además de la falta de agua.

Otros se encuentran abandonados porque el TAA los cerró, ya que hicieron cortes de casi 90 grados en los cerros, afectan humedales y destruyeron bosque primario y secundario, donde habitan los monos congo, así como otras especies endémicas.

De acuerdo con los dirigentes del Comité de Sardinal, “corren buenos vientos para el ambiente con el colapso financiero internacional, lo que permitirá un respiro para afinar más la organización y continuar con la lucha”.

Coincidieron en que a pesar de ese respiro, no se debe bajar la guardia y la presión en todos los ámbitos debe continuar, principalmente en lo legal y en la calle.

 
< Anterior   Siguiente >
Bloqueverde
Ingresar
Alianza de Redes Ambientales
banner.jpg
Municipios sin Transgénicos
mapainteractivo